Ya no habrá más chances para pagar los teléfonos y el internet


Con el inicio de la fase uno para la reapertura gradual de la economía que es­te miércoles cumple una semana,
se acaban las prórrogas para pagar los servicios de telecomunica­ciones, como el internet y los teléfonos.
Así lo establece la reso­lución PRE-004-2020 del Instituto Dominicano de las Telecomunicaciones (Indotel) puesta a circu­lar el 18 de mayo del año en curso, justo un día des­pués de que el presidente Danilo Medina anunciara la desescalada en Repúbli­ca Dominicana.
Con esta medida se qui­ta a los usuarios de teleco­municaciones el beneficio de que las empresas pres­tadoras no suspendieran sus servicios por la falta de pago durante el perío­do de vigencia de la reso­lución. Esto brindaba a los usuarios, quienes necesi­taban el servicio para las clases virtuales y el tele­trabajo, que no le cobra­ran intereses por mora o reajustes.
La resolución del Indo­tel, consultada por Listín Diario, daba desde el día 20 de mayo a los usuarios un plazo de cinco días para que se pusieran el día con las facturas pendientes y realizaran acuerdos de pa­gos con las prestadoras de telecomunicaciones. Este venció el pasado lunes 25 de mayo.
El día 23 de marzo, la Comisión de Alto Nivel pa­ra la Prevención y el Con­trol del Coronavirus ins­truyó al Indotel para que dedicara todos los recursos necesarios para garantizar la continuidad ininterrum­pida de sus servicios y pro­hibiendo la suspensión o cancelación de los servicios de telecomunicaciones, así como la generación de car­gos por retraso en el pago de los servicios durante el periodo de estado de emer­gencia, que todavía se man­tiene hasta el 1 de junio.
Lo que se había estipulado
A través de las resoluciones PRE002-2020 y PRE-003-2020, el Indotel aseguraba la continuidad del servicio de telecomunicaciones a los habitantes del país, con­siderando las restricciones de movilidad que el estado de emergencia les imponía, así como la necesidad de concentrar los recursos de las empresas prestadoras en garantizar la continui­dad del servicio, mientras se adaptaban a las condi­ciones de operación que las circunstancias les impo­nían.

No hay comentarios

Con la tecnología de Blogger.